El evento Casa Decor vuelve a abrir sus puertas para mostrar las últimas tendencias en interiorismo, arquitectura, diseño y arte. En esta cita afronta su 56ª edición del 13 de mayo al 27 de junio y como cada año cuenta con espacios reales, proporcionados y bien iluminados, en un excelente estado de conservación. Esta edición el edificio que acogerá los espacios proyectados de Casa Decor será la "Casa de Tomás Allende" localizada en el número 3 de la Plaza de Canalejas.

A escasos metros de la Puerta del Sol se encuenta este singular edificio que se erige en la esquina con la Carrera de San Jerónimo. Único en la ciudad por su abundante decoración de estilo regionalista fue proyectado por el arquitecto cántabro Leonardo Rucabado y se construyó entre 1916 y 1920. Los arquitectos Ramiro Saiz Martínez y Pedro Cabello Maíz fueron los encargados de terminar el proyecto tras el fallecimiento de Rucabado en 1918.

El empresario y político Tomás Allende ordenó su construcción para uso residencial y comercial y durante años se fue conocido como el edificio del Crédit Lyonnais, puesto que fue la sede de la entidad financiera hasta los años 90.

El edificio comparte fachada con la Casa Meneses y ambos edificios crean un conjunto homogéneo para la esquina de Canalejas, cada uno aportando un lenguaje propio y distintos estilos. La Casa de Tomás Allende contiene elementos de la arquitectura popular como es el caso del mirador de madera labrada que sobresale en la fachada de la Carrera de San Jerónimo. También en la ornamentación con veneras en la fachada de ladrillo, una clara referencia a la Casa de las Conchas de Salamanca.

Uno de los elementos más destacables es su torreón decorado con cerámicas realizadas en el taller de Daniel Zuloaga que incluyen representaciones de diversa naturaleza como frutas, animales exóticos, faunos, grifos, medallones con perfiles clásicos, volutas y flores. Su fachada sobresale por la armonía entre la piedra caliza y el ladrillo rojo, con referencias neomudéjares.

Contando con alrededor de 5.000 m2, el edificio se distribuye en bajo comercial, seis plantas sobre rasante de unos 600 m2 cada una y sótano. Dispone también de una terraza con grandes vistas al centro de Madrid. A lo largo de 100 años, ha sufrido varias reformas que han definido su configuración actual como oficinas, en uso hasta el momento.

Casa Decor es una plataforma de comunicación que reúne los vértices capitales del sector de la decoración: diseñadores, firmas comerciales, y público en general. Cada edición reúne más de 200 expositores participantes, entre profesionales y firmas.

Cada artista o empresa alquila y acondiciona una de las habitaciones convirtiendo la instalación en un escaparate de su trabajo. Decoradores, interioristas, arquitectos, diseñadores, paisajistas y artistas plásticos tienen la oportunidad de mostrar su trabajo en un contexto exclusivo de vanguardia y alta decoración.

Este congreso comenzó su andadura en 1992 mediante la participación de un grupo de 43 decoradores que se hicieron cargo de un antiguo convento de Madrid. Ahora, un cuarto de siglo después, por sus exposiciones han pasado más de dos millones de visitantes con una media de 50 000 por cada edificio.